Skip to content

La tita Sara en Dublín (I)

Hoy han llegado la abuela Maripaz y la tita Sara a pasar un fin de semana largo con nosotros :-)

Esta mañana hemos ido los tres en familia a buscarlas al aeropuerto, y luego nos hemos venido a comer cerquita de casa, al Avoca de Rathcoole (bastante chulo, por cierto). Por la tarde papá Fredi tenía que trabajar, y nosotras nos hemos ido dando un paseo al centro comercial de Citywest, aprovechando que hacía un día de sol estupendo.

Irene ha aprovechado el camino de vuelta para echarse una siestecita, y luego al despertarse ha estado jugando un rato en la alfombra con su abuela y su tita (juguetes nuevos, ¡¡¡bieeeennn!!!) Hacía un par de meses que no se veían, y la verdad es que Irene en ese tiempo ha crecido un montón; yo igual me doy menos cuenta porque la veo a diario, pero cada vez que la ve alguien de la familia (normalmente por la webcam, o en fotos) nos dicen que está grandísima. El abuelo Alfredo no ha podido venir esta vez, pero hoy al menos la ha visto un ratito por la webcam, cenando su papillita de cereales.

Aprovecho para contaros algunos de los últimos grandes logros de Irene:

- Ya sabe beber agua de un botellín (más o menos) y en pajita, come purés de pescado y yogures (y todo lo que ponen en la guarde), y le encantan las frutas del bosque, como a su papi. Le encanta mordisquear las cucharas y ya va haciendo intentos de comer solita algunas veces, y ya sabe beber sola de su beaker... aunque a veces hay un accidente y se echa toda el agua encima :-D

- Ya va sabiendo para qué sirven algunas cosas: si cogemos su cepillo y la peino un poquito, luego ella me intenta peinar a mí; si cojo el mando de la tele y le doy a algún botón, ella mira directamente a la pantalla a ver qué sale; si la estoy vistiendo o desvistiendo, ella me ayuda inclinando la cabeza para que entre o salga la camiseta...

- Ya casssi, casssi gatea (sí, ya lo sé, la semana pasada decía lo mismo, pero bueno, ya queda menos). Le gusta jugar con Saturnino, un juguete de esos típicos de encajar figuritas, y ya encaja de vez en cuando el círculo y alguna vez hasta el cuadrado. También tiene unos de esos cubos de varios tamaños para apilar o meter unos dentro de otros, y se puede pasar las horas jugando con ellso. Y le sigue encantando jugar con sus propios pies, a veces cuando la tumbo en el cambiador se los agarra y hace "palmitas" con las plantas de los pies :-D

- Ya ha aprendido a "pedir" lo que quiere, básicamente mirándolo y protestando, como cuando ve a su muñeco favorito, que puede estar en la otra punta de la habitación (Nico, el muñeco anteriormente conocido como Pepito, tengo un post pendiente sobre él), y no para hasta que se lo damos (o la distraemos con otra cosa, que es un peluche y no es plan de que se lo lleve a la bañera, por ejemplo).

- No os pongo los datos "trénicos" de cuanto mide, pesa, etc. porque hace un montón que no la medimos ni pesamos, pero está claro que ha crecido últimamente. También le ha crecido el pelo, y se le ha oscurecido un poco, con lo que parece un poquito más mayor. Y cuando sonríe está para comérsela con los dos paletos que le asoman en la encía de arriba... y no es que yo lo diga porque sea mi hija ni nada ¿eh? ;-)